el «año inolvidable» y «el virus de mierda que nunca termina»


Fue un 2021 inolvidable para Lionel Messi. El Maracanazo en la Copa América fue más que un sueño postergado. Fue una descarga eterna. Una realidad que se hizo esperar. Y algo de eso quedó resumido en el mensaje que Leo compartió en la noche de este 31 de diciembre, desde su Rosario querido. El 10 saludó a sus millones de seguidores con un posteo lleno de sentimiento, de amor, de agradecimiento.

«Solo puedo dar gracias por todo lo que me tocó vivir en este 2021«, arrancó la publicación en Instagram, en un posteo en el que aparece el video del 10 besando la Copa América en Río de Janeiro.

Leo compartió en esta publicación fotos que también lo marcaron en este año que se fue. Como algunos gritos con el Barcelona, esa camiseta que increíblemente debió dejar con nostalgia, llorando, pero sabiendo que dejó todo.

Y, comprobando que sus valores van más allá del fútbol, el 10 demostró que hay otras cosas muy importantes que lo inquietan y que le duelen. Sí, el coronavirus.

Es que, en medio de su alegrías en el pasto, Leo recordó a los que la pasaron mal: «Más aún cuando mucha gente la pasó realmente mal por culpa del virus este de mierda que nunca se termina».

Por último, pidió que lo que venga sea mejor: «Ojalá 2022 traiga mucha salud, que es lo que les deseo a todos para el nuevo año. Abrazo a todos!!!».

Tremendo mensaje del 10. Una hora después de la publicación, mientras la gente levantaba las copas alrededor del mundo, más del 2 millones de usuarios le dieron me gusta. Crack en todas las canchas.

ASÍ FUE El 2021 del 10

El mismo que aceptó tener que irse de lo que fue toda una vida en Barcelona y olvidarse de los constantes problemas para buscar lo que siempre quiere: ganar todo, ahora con la casaca del PSG. De aquel 3 de enero en cancha del Huesca todavía como culé cuando empezó su 2021, a este final bailando Los Palmeras con su familia repleto de felicidad y premiado por todos lados. Bien vale un repaso de los momentos más importantes para un Messi que recibirá el 2022 repleto de desafíos.

Leo y su familia disfrutan el fin de año en Rosario.

Leo y su familia disfrutan el fin de año en Rosario.

LA COPA AMÉRICA

Si hay una imagen que resume todo es la de Leo levantando la Copa América. El sueño cumplido de salir campeón con la Selección Argentina y potenciado por haber sido contra Brasil y en el Maracaná. Después de tantos años de lucha, de finales, de críticas, de caerse y levantarse, llegó el merecido premio. Eso que tanto decía el propio Messi que no se iba a cansar de buscar, le llegó. Y de qué forma.

El 10, la Copa y la alegría después de 28 largos años de sequía de la Selección (AFP).

El 10, la Copa y la alegría después de 28 largos años de sequía de la Selección (AFP).

Fue elegido el mejor jugador del torneo en el que también fue máximo goleador (4) y máximo asistidor (5). Un pleno del 10 al que sólo le importó ese momento en el que sonó el pitazo final en el Maracaná y todos lo fueron a abrazar a él mientras se le caían las lágrimas. Un llanto que luego se repitió en los festejos en Argentina, tras su hat-trick ante Bolivia y ofreciéndole la Copa a la gente y a su familia que estaba en la tribuna. Y para completar, el final con la celeste y blanca fue consiguiendo la clasificación al Mundial de Qatar 2022, el próximo sueño…

SÉPTIMO BALÓN DE ORO

Este fin de año llegó con otra coronación. El séptimo Balón de Oro ya adorna las vitrinas de Leo. Con algo de polémica para muchos en Europa que pedían que sea para Robert Lewandowski, fue el argentino el que se quedó con la distinción de France Football. Y él mismo reconoció que, a diferencia de los otros, esta vez lo consiguió por la influencia de la Selección y haber sido campeón.

"Este premio en gran parte es por lo que hicimos en la Copa América", dijo Leo tras recibirlo (AP).

«Este premio en gran parte es por lo que hicimos en la Copa América», dijo Leo tras recibirlo (AP).

«Muy especialmente quiero agradecer al cuerpo técnico y compañeros de la Selección Argentina. Varias veces me tocó ganar este premio y siempre tenía la sensación de que me faltaba algo y que me quedaba una espinita guardada. Este año fue todo lo contrario y pude conseguir el sueño que tanto deseaba y después de haber peleado muchísimos años y muchos tropezones. Este premio es en gran parte por lo que hicimos en la Copa América. Esto es parte de ellos también». Sus palabras en una gala que generó que todo el país inflara el pecho de orgullo.

LA SALIDA DEL BARCELONA

El momento más triste. El adiós que había decidido hacer en el 2020 con el burofax que finalmente no se dio, terminó sucediendo en este 2021 cuando menos se lo esperaba. Al regresar de sus vacaciones después de la Copa América y con el contrato ya vencido, Messi quería renovar con el Barsa. Sin embargo, el club culé no podía inscribirlo en LaLiga por sus enormes deudas y problemas económicos, ni siquiera rebajándose el sueldo a la mitad.

El dolor de Leo al tener que irse inesperadamente del Barcelona (EFE).

El dolor de Leo al tener que irse inesperadamente del Barcelona (EFE).

Por eso, el 8 de agosto llegó la conferencia de prensa de despedida después de 21 años, 35 títulos, 778 partidos, 672 goles y un antes y un después de Messi en la historia del club. Entre lágrimas y con la decepción de haber bancado a una dirigencia como la de Joan Laporta que prometió y no cumplió, hizo las valijas de la ciudad en la que más vivió en toda su vida.

LA LLEGADA AL PSG

Dejar Barcelona fue difícil, pero enseguida llegó el nuevo desafío: el Paris Saint-Germain que el 10 de agosto (un mes después de la consagración en la Copa América) lo recibió revolucionando la ciudad y toda Francia. Después de unas semanas de adaptación que coincidieron con regresos a Argentina para jugar Eliminatorias, y varias molestias físicas, Leo empezó a acomodarse en el PSG.

Leo en su nueva casa, el Parque de los Príncipes.

Leo en su nueva casa, el Parque de los Príncipes.

Dejó destellos de su calidad en el equipo que lidera cómodamente la Ligue 1 y que se clasificó a octavos de Champions con cinco goles en cinco partido de su N° 30, la camiseta que eligió para su nuevo comienzo. «Estoy muy feliz y cómodo en París», contó en varias entrevistas. Y para el PSG se viene lo mejor… «Tengo la ilusión y las ganas intactas de seguir ganando. Muchas veces lo dije: mi objetivo y mi sueño es volver a levantar otra Champions. Creo que caí al lugar ideal para tener más chances», había dicho en su presentación y en París sueñan.

LA COPA DEL REY

El otro título suyo del año fue en abril, el último que consiguió con la camiseta del Barcelona. Después de un inicio de año perdiendo la Supercopa de España con el Athletic Bilbao en enero, el equipo culé levantó gracias a un Leo en nivel superlativo. Así consiguieron llegar a la definición, de vuelta contra el equipo vasco y con una goleada sin atenuantes: un 4-0 en Sevilla con doblete del 10. Sabiendo lo difícil que venían siendo los tiempos en su ya ex club, el disfrute fue el máximo: a pura sonrisa levantó el trofeo, su N° 35 y sus compañeros dejaron otra de las imágenes que simbolizan lo que es Leo. Todos se acercaron para tener una foto con Messi y la Copa, como si fueran hinchas…

La Copa del Rey en abril fue su título N° 35 y último en Barcelona (AFP).

La Copa del Rey en abril fue su título N° 35 y último en Barcelona (AFP).

EL PREMIO OLÉ DE ORO

El 2021 tampoco fue un año más para Olé que cumplió 25 años. Y para celebrar, el lujo fue una nota con Messi cuando todavía estaba en Barcelona y en la mismísima intimidad de esa institución. Leo recibió el Olé de Oro, una distinción para el jugador más brilló en las páginas de este diario que disfruta de toda su carrera: desde la primera nota del querido Topo López pasando por todo el crecimiento y los récords. «Muchísimas gracias por este premio. La verdad es que me hace muchísima ilusión que venga un reconocimiento así desde mi país, de Olé y con lo que eso significa», agradeció el crack. Un especial imperdible al que apenas semanas después hubo que agregarle más páginas doradas gracias a la consagración en la Copa América. Bien a lo Messi…

Messi sonriente con los premios Olé de Oro. (MIGUEL RUIZ)

Messi sonriente con los premios Olé de Oro. (MIGUEL RUIZ)

LOS RÉCORDS

Difícil que un año finalice sin que haya nuevas marcas del rosarino. Dos de ellas fueron superando a otra leyenda como Pelé. El primero fue en marzo, cuando batió la cantidad de goles oficiales en una misma liga: atrás quedaron los 467 de O Rei en Brasil porque Leo cerró su etapa en el Barcelona con 474 en LaLiga. Meses más tarde logró pasarlo en otra estadística que tiene más significado todavía: ser el sudamericano con más goles para una selección. Con su hat-trick a Bolivia igualó y superó los 77 de Pelé, y actualmente quedó en 80. Mientras que sus otros dos registros fueron superar los 767 partidos de Xavi para ser el futbolista que más veces jugó oficialmente para el Barsa (quedó en 778) y también se fue de España ganando su octavo Pichichi, el quinto consecutivo: dos marcas totalmente únicas.

En septiembre Leo superó a Pelé como el sudamericano con más goles en una selección: lleva 80.

En septiembre Leo superó a Pelé como el sudamericano con más goles en una selección: lleva 80.

OLIMPIA DE ORO

Con el séptimo Balón de Oro ya obtenido, había una deuda entre los galardones nacionales para Lionel. Porque el Olimpia de Oro que distingue a las disciplinas de todos los deportes, sólo lo había tenido coronado como deportista del año en una ocasión: en 2011. Una década después, y gracias a la consagración con la Selección, otra vez Leo fue premiado con el Olimpia de Oro. «Les quería agradecer por este premio. Siempre es muy especial ser reconocido en mi país. Es especial por todo lo que pasó este año con la Copa América, agradezco con el cuerpo técnico y los compañeros. Es algo en conjunto».

LA EMOCIÓN CON EL KUN

Otro momento doloroso lo vivió con su gran amigo Sergio Agüero. Tras la alegría de la consagración con la Selección, el Kun fue para Barcelona apenas quedó libre del City para que compartieran club. Pero Leo se fue. Y luego pasó lo más triste: el problema cardíaco que obligó a Agüero a retirarse. «Prácticamente toda una carrera juntos, Kun… Vivimos momentos muy lindos y otros que no lo fueron tanto, todos ellos nos hicieron cada vez unirnos más y ser más amigos. Y los vamos a seguir viviendo juntos afuera de la cancha», le dedicó unas lindas palabras Leo.

Messi y el Kun de tantos momentos felices incluso con la Copa de este año, a la tristeza por el retiro de Agüero.

Messi y el Kun de tantos momentos felices incluso con la Copa de este año, a la tristeza por el retiro de Agüero.

EL ABRAZO DE ANTONELA Y SU FAMILIA

No fue adentro de una cancha pero fue otro momento que emocionó a los argentinos. Horas después de haberse consagrado en Brasil con la Copa, la Selección pisó suelo argentino y Lionel se fue para Rosario. Allí, su esposa Antonela corrió para darle un abrazo al Messi que siempre había querido ver, campeón con la celeste y blanca. Esa demostración de amor después del mes vivido en Brasil fue más de la alegría y la confirmación de que valió la pena luchar tanto. Un disfrute que luego siguió con sus tres hijos, Thiago, Mateo y Ciro a puro abrazo y siempre con el escudito de la AFA presente. Y más aún. En este diciembre y antes de venir a celebrar las Fiestas, la foto que publicó Leandro Paredes en casa de Leo con Di María y la Copa América entre ellos habla por sí solo del disfrute.

Leo sonría, sabe lo que se viene: Antonela le salta encima.

Leo sonría, sabe lo que se viene: Antonela le salta encima.

Mirá también

Mirá también

LOS DESAFÍOS PARA EL 2022

Luego de pasar las Fiestas en Rosario y recargar pilas junto a sus seres queridos, Leo y su familia se subirán a su avión privado y volverán a la Ciudad de la Luz para afrontar el segundo semestre de la temporada 2021/22, la primera de su carrera profesional fuera del Camp Nou.

El primer partido del equipo de Mauricio Pochettino será el próximo lunes 3 de enero, ante el Vannes Olympique, un club de la Cuarta División, por los 32avos de final de la Copa de Francia. Aunque lo más probable es que Leo no esté de arranque y que el DT argentino, como ya hizo en la fase previa de este torneo, ponga un equipo alternativo mientras sus estrellas vuelven a tomar ritmo tras el mini receso de vacaciones.

Luego, el domingo 9 de enero, el PSG reanudará la Ligue 1 ante el Lyon, uno de los equipos grandes de Francia pero que en esta temporada marcha en el puesto 13 de la tabla. Si Leo no suma minutos ante el Vannes, haría su estreno en el 2022 ante este rival en torneo doméstico, en el que los parisinos van punteros y se encaminan a ganar sin demasiados problemas. En 19 fechas, ya le sacaron 13 puntos al Niza y el Marsella, los escoltas.

El primer mes del 2021 le servirá al rosarino para seguir puliendo la conexión que comenzó a tener con Kylian Mbappé. Con Neymar lesionado, el peso del ataque del PSG recaerá en la Pulga y en el francés, que cada vez se entienden mejor dentro de la cancha. La cuenta pendiente de Leo es convertir más seguido por la Ligue 1: en 2021 hizo apenas un tanto (fue ante al Nantes) en los 11 partidos que jugó.

Sin embargo, Messi no eligió al París como su destino sólo para ganar el torneo local, algo que tarde o temprano conseguirá en esta campaña. Lo que lo motivó a optar por el equipo de Pochettino es el súper plantel que armó Nasser Al-Khelaïfi, el dueño qatarí del PSG, para ir por el gran objetivo: la Champions League.

En la Orejona se vio el mejor nivel de Leo en su nuevo club (hizo cinco goles en cinco partidos) y tras quedar segundos en su zona, en octavos le tocó un cruce bravísimo: el Real Madrid. Con el posible regreso de Neymar pactado para esta fecha, la ida en Francia será el 15 de febrero y la vuelta, el 9 de marzo en el Santiago Bernabéu. Si llega a eliminar al Merengue, el 18 de marzo se sorteará la llave de cuartos y quedará armado el camino hasta la gran final, que se jugará el 25 de mayo en San Petersburgo.

Está claro que en el primer semestre del 2022, Messi tendrá los objetivos más importantes con el Paris Saint Germain: se definirán la Champions, la Ligue 1 y la Copa de Francia, los tres títulos por los que peleará. Sin embargo, para Leo la Selección es prioridad y lo viene demostrando en los últimos años: no falta a un partido desde mediados de 2019, cuando fue suspendido por la Conmebol por sus duras críticas a la organización durante la Copa América de ese año. Desde entonces, siempre cantó presente y estuvo en los últimos 22 partidos del equipo de Scaloni.

Pese a que la Selección ya aseguró el boleto a Qatar 2022, la idea es que la Pulga esté en la primera doble fecha de Eliminatorias: el 27 de enero visitará a Chile, el 1° de febrero va a recibir a Colombia. Para la segunda ventana de partidos (el 24 de marzo de local ante Venezuela y el 29 de marzo contra Ecuador en Quito), su presencia correría algún riesgo: es que si el PSG elimina al Real Madrid, jugará la ida de los cuartos de la Orejona la semana siguiente al duelo contra el equipo de Gustavo Alfaro.

Además, el equipo de Scaloni tendrá otros cuatro partidos de cara al Mundial (el quinto de la Pulga tras el 2006, 2010, 2014 y 2018), que comienza el 21 de noviembre. Serán amistosos aunque por el momento hay uno solo confirmado: será en junio contra Italia, el campeón de la Eurocopa, en Inglaterra. En ese mes habrá otro partido más y una doble ventana de encuentros en septiembre, antes de que Leo vaya por esa Copa, que aún lo tiene soñando.



Source link