el rol de los compañeros de Hamilton y Verstappen en la definición de la Fórmula 1


En una batalla tan cerrada por el título de la Fórmula 1 como la que protagonizan Max Verstappen, el líder con ocho puntos de ventaja, y Lewis Hamilton, la influencia de los compañeros de equipo apunta a ser clave en la definición electrizante de la F1 que comenzará este domingo en Arabia Saudita y, de no concretarse, concluirá siete días después en Abu Dabi. En ese sentido, Valtteri Bottas parece sacarle una leve ventaja a Sergio Checo Pérez.

Aunque cada uno ganó una carrera, integrando así ese grupo de pilotos afortunados -con Esteban Ocon (Alpine) y Daniel Ricciardo (McLaren)- que lograron sacarle una victoria a Verstappen y Hamilton, el finlandés tiene la experiencia de las temporadas como ladero del inglés en cuatro títulos, mientras que el mexicano hace su estreno en un equipo candidato.

No fue, sin embargo, una temporada tranquila para Bottas. Cercado por los rumores de su alejamiento y las charlas avanzadas entre Mercedes y George Russell para reemplazarlo, no tuvo reparos a la hora de criticar a la escudería alemana. En el Gran Premio de Francia, incluso, dejó en ridículo a los ingenieros por no haber realizado dos paradas en boxes, estrategia utilizada por Red Bull para hacer un 1-3 y dejar a Hamilton en el segundo lugar. «¿Por qué no me escucharon cuando les dije que iba a ser una carrera a dos paradas?», se quejó por la radio.

Si bien con 203 puntos se ubica tercero en el Mundial de Pilotos y le saca 13 a Pérez, el finlandés suma también cuatro abandonos -uno por la rueda que los mecánicos no pudieron sacarle en Mónaco-, el último de ellos en Qatar, donde Pérez se recuperó de un mal inicio de fin de semana y sumó las unidades del cuarto lugar para el Campeonato de Constructores, donde la ventaja de Mercedes es de apenas cinco tantos.

f1-bottas-perez

Lo que hay que reconocerle a Bottas es su capacidad para exprimir al máximo al Mercedes, subiéndose nueve veces al podio y llevándose el premio Pirelli tres veces por sus poles en Portugal, Italia y México.

En ese sentido, Checo estuvo en desventaja: nunca marcó el mejor tiempo de la clasificación y se metió entre los mejores tres en Azerbaiyán (1), Francia (3), Turquía (3), Estados Unidos (3) y México (3), aunque solo abandonó en Hungría, donde sufrió el impacto del hombre de Mercedes, y viene en alza con terceros y cuartos puestos en las últimas cinco carreras disputadas. Nada mal para ser su debut en Red Bull.

Afuera los dos. Bottas salió de la pista y sacó a tres pilotos, entre ellos a Pérez. Ambos abandonaron el Gran Premio. Foto REUTERS/Peter Kohalmi

Afuera los dos. Bottas salió de la pista y sacó a tres pilotos, entre ellos a Pérez. Ambos abandonaron el Gran Premio. Foto REUTERS/Peter Kohalmi

Si bien el mexicano de 31 años corre desde los 21 en la categoría, es la primera vez que lo hace en un equipo de punta. Hasta ahora nunca se había subido a un auto tan veloz ni se había codeado con los mejores, al acabar 16° y 10° en su etapa en Sauber, 11° en McLaren, 10°, 9°, 7° (x2) y 8° en Force India y 10° y 4° en Racing Point, lugar que permitió su despegue hacia la escudería austríaca.

Según Martin Brundle, expiloto de F1 y comentarista en Sky Sports de Inglaterra, la ecuación es clara y favorece a Bottas. «Honestamente, creo que es posible que Valtteri pueda terminar por delante de Max más de lo que Sergio podría terminar por delante de Lewis. Así que creo que eso podría jugar a favor en el título. En una de estas dos últimas carreras, es posible que Valtteri le quite algunos puntos a Max en alguna parte. Y no veo a Sergio quitándole puntos a Lewis», analizó.

En caso de que ese pronóstico se concrete, sería el mejor regalo de despedida que podría hacerle el finlandés a Mercedes y a Hamilton, quien podría aspirar en la última fecha al récord de los ocho títulos mundiales, una marca que ni Michael Schumacher con la Ferrari invencible lograron conquistar.

Del fiel compañero a odioso número 2

Yo soy tu amigo fiel. Bottas soportó ser el número 2 de Mercedes, aunque en los últimos años se mostró más fastidioso y finalmente dejará el equipo cuando termine la temporada. Foto AFP

Yo soy tu amigo fiel. Bottas soportó ser el número 2 de Mercedes, aunque en los últimos años se mostró más fastidioso y finalmente dejará el equipo cuando termine la temporada. Foto AFP

Bottas llegó a Mercedes desde Williams en 2017, luego de que Nico Rosberg anunciara un retiro inesperado tras ser campeón y enemistado con Hamilton, con quien hasta entonces lo unía no solo el respeto sino la amistad. Bajo el ala de Toto Wolff -su mánager desde 2009-, quien vio en el nórdico una excelente figura para calmar a un equipo en ebullición, el piloto de 32 años supo desde el inicio que era el número 2 del equipo.

Sin embargo, con el camino y la experiencia recorridos, ese rol comenzó a inquietarlo en el último tiempo. Nacido en Nastola, el lugar al que siempre vuelve, que se refleja en su carácter introvertido y duro y donde es accionista mayoritario de un equipo de hockey sobre hielo, el hombre que aprendió a manejar en rutas de hielo y nieve confesó en la tercera temporada de la serie Drive to Survive (Netflix) que su deseo es ser campeón mundial.

«Siempre debería alegrarme llegar al podio. Pero si tu compañero gana y tú eres segundo, sientes que pierdes. Sé que fui segundo en el pasado, pero quiero demostrar que no soy solo el número dos. Quiero el título más que Lewis», advirtió quien tardó 81 carreras en ganar su primer Gran Premio, el 30 abril de 2017.

Desde el año pasado, los rumores de un posible alejamiento -que se concretará finalmente cuando en 2022 se suba al Alfa Romeo– lo acorralaron. Pese a llegar a su noveno triunfo en la F1 al ganar en Sochi («Es momento de agradecerles a mis críticos. A quien corresponda, váyanse a la mierda», soltó en la radio tras la bandera a cuadros), en 2020 sumó infortunios: en el GP de Gran Bretaña, Mercedes sufrió las explosiones en sus neumáticos que Hamilton resolvió con la victoria y Bottas sin sumar puntos; en el GP Turquía, el finlandés cerró una actuación decepcionante, con trompos, salidas de pista y 14° lugar; y en el GP de Sakhir su amenaza real fue George Russell, el increíble reemplazante de un Hamilton con coronavirus y quien ocupará su lugar la próxima temporada.

«Odio ser segundo, no soy solo un número dos», dijo quien fue subcampeón en 2019 y 2020 pero que no repetirá en 2021, ya que Verstappen y Hamilton se escaparon en la lucha por ese primer lugar.

Checo Pérez, el mexicano que logró lo que ningún otro había podido

Embanderados. Verstappen encontró en Checo Pérez un compañero rápido y fiable para buscar su primer título en la F1. Foto EFE/EPA/Francisco Guasco

Embanderados. Verstappen encontró en Checo Pérez un compañero rápido y fiable para buscar su primer título en la F1. Foto EFE/EPA/Francisco Guasco

Con la ayuda de Carlos Slim y su Escudería Telmex para jóvenes pilotos, Sergio Pérez no tardó en destacarse y conseguir una butaca en una F1 que cuando él nació, en enero de 1990, acumulaba casi 23 años sin que un piloto mexicano ganara una carrera. También le costó a él lograrlo. Estuvo 189 Grandes Premios sin conocer la victoria, y se encaminaba a los 208 del italiano Andrea de Cesaris, cuando el 6 de diciembre de 2020 la racha se rompió en el Gran Premio de Sakhir.

A casi un año de aquel día en el que igualó a Pedro Rodríguez -ídolo del automovilismo mexicano y ganador del GP de Bélgica en 1970-, Checo ya sumó otra victoria, la de Azerbaiyán de esta temporada, y con él Red Bull sueña con destronar a Mercedes y volver a ser el campeón entre los constructores, como entre 2010 y 2013.

Tener una pareja fuerte por primera vez desde la partida de Daniel Ricciardo, sin dudas, ayudó a la escudería liderada por Christian Horner a pelear por su primer título desde 2013. Pérez se muestra cómodo como piloto número 2 y Verstappen mira por el espejo retrovisor y puede ver un auto como el suyo dándoles pelea a los Mercedes.



Source link