La tranquilizadora frase de Wanchope para los hinchas de Colón


Desde que pasó el incidente del apriete de la barra al plantel de Colón, muchos de los jugadores se sintieron vulnerados y pusieron en duda su continuidad en el club. Entre ellos se encuentra Ramón Ábila, que para terminar de encender las alarmas, en la semana de la final del Reducido de la Primera Nacional, se lo vio entrenando junto al plantel de Instituto.

Con esto, trascendió también el rumor de que ante el ascenso, la Gloria haría el esfuerzo económico, con la ayuda de un grupo inversor, para llevar a Wanchope como refuerzo de jerarquía.

Sin embargo, el mismo delantero salió a poner paños fríos y explicó cómo es su situación en el Sabalero: «Tengo contrato en Colón y voy a seguir ahí, no depende de mí. Si Instituto me quiere tiene que hacer un esfuerzo grande para sacarme». Respiran en Santa Fe.

¿Qué pasa con el Pulga?

Se quiere ir del Sabalero.Se quiere ir del Sabalero.

Luis Miguel Rodríguez es, quizás, el futbolista que más a disgusto quedó en Colón tras el apriete de los barras. Su deseo es rescindir el contrato, que dura hasta diciembre de 2023, y es algo que desde la dirigencia están de acuerdo. El problema es que el Pulga, en compensación por los daños recibidos por el incidente, busca irse sin tener que pagar por el tiempo restante de su contrato, algo que en el Sabalero no están de acuerdo. Además, la semana pasada envió una carta documento exigiendo que se regularice la deuda que el club tiene con él.

Pero las cosas esta semana empeoraron. La pretemporada en el Sabalero comenzó el martes, y el Pulga se ausentó sin avisar hasta hoy. «Es un tema que maneja la CD, que parte de ella está en el Mundial. Esperemos que se resuelva cuanto antes por el bien del jugador y del club», declaró al respecto el DT Marcelo Saralegui. ¿Cómo terminará esta novela?



Source link