posteo y chat de Neymar para desmentir su pelea con Donnarumma


El error de Donnarumma parece haber implosionado el castillo. A vistas del resultado, un castillo de naipes, o al menos flojo de cimientos. Para algún desprevenido: el Paris Saint Germain le ganaba 1-0 al Real Madrid en su cancha (2-0 en el global) y transitaba hacia una histórica clasificación a los cuartos de final de la Champions League, cuando el arquero italiano tuvo una floja reacción ante la presión del Karim Benzema que culminaría con el pase a la red del francés. Entonces comenzó la fiesta del Merengue. Quince minutos después, el que la perdió fue Neymar y la contra terminó en el segundo gol del local. ¿En cuánto llegó el tercero? En 180 segundos. Las cámaras no llegan a tomar el saque del medio que ya la tiene el Madrid. Vinicius Jr gestiona mal la contra (una vez más) pero Marquinhos le facilita el trabajo y despeja hacia el medio. La bola cae en los pies de Benzema que entiende bien eso de ser el mejor 9 del mundo y clava su hat-trick.

Fueron esos veinte minutos en los que París dejó de ser una fiesta y se convirtió en una hoguera. Es que, la derrota del PSG quedará en la historia. Los jeques armaron un súper equipo que se despidió en cuartos de final. Y no importa que enfrente estuviera el equipo más ganador de la historia de la Champions League. Después del 3-1, la prensa francesa esperaba a los de Pochettino con cuchillo y tenedor para darse el gran banquete. 

Benzema presiona a Donnarumma. ¿Hubo falta?

Benzema presiona a Donnarumma. ¿Hubo falta?

Las estrellas del Paris Saint Germain tomaron rápida dimensión de la magnitud de su derrota. Al DT argentino se lo vio muy nervioso en la conferencia de prensa y descargó la culpa del resultado en el arbitraje. Pidió foul a Donnarumma en el empate, sin tener en cuenta que su arquero tardó en desprenderse de la pelota, comprometió a un compañero y le pegó al pasto antes de patear.

Según el diario Sport, en el vestuario se vivió un clima de tensión total y Donnarumma y Neymar casi se van a las manos. ¿Qué cuentan? Que el brasilero responsabilizó al arquero por la derrota ante su error determinante. Y que el hombre de un metro noventa y seis le reprochó que perdió la pelota en el segundo gol que, tras una genialidad de Modric, facturó Benzema.

El medio catalán asegura que la espuma no paro de subir y que el arquero y el 10 quisieron agarrarse a piñas, situación que impidieron sus compañeros.

La noticia rebotó en Europa y sobre todo en Francia. Decenas de medios la replicaron, pero el periodista Hadrien Grenier, conocedor de la interna del PSG desmintió la situación.

«No hubo altercado entre Gigio Donnarumma y Neymar anoche, al contrario de lo que se ha dicho», asegura el francés que siguió con un hilo donde contó que el verdadero altercado se vivió entre Nasser Al-Khelaïfi y Leonardo que habrían reaccionado con furia, entendiendo que la actuación del árbitro fue determinante en el resultado.

Grenier suma datos en su hilo y asegura que la seguridad debió frenar al árabe quien, furioso, rompió la bandera del juez de línea: «Intervino personal de seguridad. Nasser, en su ira, rompió la bandera de un juez de línea. Una persona del Real filmó la escena. Nasser lo vio y le pidió que se detuviera. Ante su negativa, entonces le habría pegado en la mano para tirarle el móvil».

La desmentida de Neymar

Pasado el mediodía argentino, cuando caía la tarde en Europa, aparecieron las voces que faltaban. Y fue Neymar el que se encargó de mostrar un chat que compartió con su compañero Gigi Donnarumma para responder a las voces que hablaron de una pelea.

El brasilero publicó la captura de la pantalla sobre una noticia que contaba que habían sido separados en el vestuario: «Hola Ney, siento lo de ayer. Esta noticia es inaceptable», arranca el arquero.

«Amigo, tranquilo. Eso puede pasar en el fútbol. Somos un equipo y estamos contigo. Eres muy joven y vas a ganar un montón. Levantate y seguimos. Abrazo», le respondió Ney que se encargó de mostrar la conversación con el italiano.

La captura del celular de Neymar.

La captura del celular de Neymar.

Eso sí, lo del ex Barcelona no quedó allí y le dedicó unas fuertes palabras al periodismo: «Odio venir aquí y hablar sobre noticias. Pero esa del posteo anterior, es mentira. No hubo ninguna discusión adentro del vestuario. Periodistas incompetentes que quieren figurar, intente la próxima», escribió crudo Ney.

Neymar enojado con el periodismo.

Neymar enojado con el periodismo.

Después de tanta tensión ahora queda saber cómo responderá la directiva del Paris Saint Germain después de tanta tensión con Mauricio Pochettino y su equipo de súper estrellas. El antecedente inmediato dice que cortaron el vínculo con Tomas Tuchel después de perder la final de la Champions League. Vale recordar que después el DT alemán sería campeón de Europa con el Chelsea. Habrá que ver si aprendieron la lección.

El tercero de Benzema





Source link