el clásico de los juegos de estrategia regresa tras 16 años


Sin dudas, la saga de videojuegos Age of Empires supo ganarse con el paso de los años el cariño de legiones de gamers. Esta cuarta y esperada entrega, que está disponible desde este viernes, llegó 16 años después de Age of Empires III con una fórmula pensada para sus fanáticos de la PC, pero adaptada a los nuevos tiempos del entretenimiento digital.

Para entender de qué se trata lo nuevo del estudio canadiense Relic Entertainment que distribuye Microsoft, primero, habrá que tener en claro que Age of Empires IV mantiene (una vez más) las bases que solidificaron la saga: cumplir con las necesidades de un imperio a lo largo de sus generaciones, ya que prosperará siempre y cuando se tenga el control de la producción de recursos.

Oro, madera, piedra y comida son la base para el crecimiento de cualquier civilización. Con todas estas materias primas se puede empezar a construir una primera ciudad, con espacio para cada vez más habitantes, que acaban siendo trabajadores o soldados.

Mientras unos producen, otros les defienden y se preparan para explorar y conquistar otros pueblos para, así, evolucionar y avanzar hasta la siguiente era. Como marcó a grandes civilizaciones a lo largo de más de 2000 años de historia.  

Age of Empires IV: un capítulo a pedido del fanático

Con solo jugar unos minutos a Age of Empires IV parece que no le pasaron los años. Aparte de mantener su mecánica original, todos los elementos del título trasladan al jugador directamente a las entregas anteriores.

El diseño del mapa, los edificios, las unidades, el sistema de control, los atajos y las posibilidades jugables, todo está construido directamente sobre los juegos anteriores, especialmente sobre Age of Empires II. De hecho, los jugadores más veteranos no deberán esperar la típica curva de aprendizaje al regresar a este nuevo título.

Age of Empies IV. El clásico entre los juegos de estrategia está de regreso tras 16 años.

Age of Empies IV. El clásico entre los juegos de estrategia está de regreso tras 16 años.

Aunque, pese al diseño conservador y continuista, también hay cambios a destacar. En esta ocasión el juego cuenta con ocho imperios iniciales: ingleses, chinos, franceses, mongoles, rusos, el Sacro Imperio Romano, el Sultanato de Delhi y la Dinastía Abasí. Elegir una u otra civilización marca sustancialmente la forma de jugar, ya que cada una tiene habilidades y características particulares.

Los ingleses, por ejemplo, destacan por su gestión económica, mientras que pueblos nómadas como los mongoles pueden trasladar sus ciudades rápidamente de un punto del mapa a otro. Además, hay unidades específicas de cada civilización, como el recaudador de impuestos de China o el Prelado del Sacro Imperio Romano (capaz de convertir en aliados a unidades enemigas).

El modo campaña: lecciones de historia modernas

Siguiendo con las novedades, cabe destacar el modo campaña, una recopilación de lecciones de historia interactivas

En total hay 35 niveles divididos en cuatro etapas que abarcan casi 500 años de historia que recrean algunos momentos clave de cada imperio jugable. Por el momento, se puede jugar la campaña de Los Normandos, La Guerra de los Cien Años, El Imperio Mongol y El Ascenso de Moscú.

Age of Empies IV cuenta con ocho imperios elegibles para desarrollar a lo largo de diversas periodos históricos.

Age of Empies IV cuenta con ocho imperios elegibles para desarrollar a lo largo de diversas periodos históricos.

Cada una de ellas está recreada con imágenes reales en las que se muestran los lugares en los que se celebraron esas batallas y se nos explica buena parte de la historia que da contexto a la misma al nivel de los mejores documentales de su estilo.

Cada partida del modo historia empieza con una introducción de estilo documental, con imágenes actuales de los emplazamientos dónde sucedieron los hechos y proyecciones holográficas que ilustran las contiendas. Todo ello acompañado de una voz en off completamente doblada al castellano que ubica y contextualiza la acción.

A nivel de duración todo dependerá del estilo de juego y la forma de ejecutar la estrategia, pero la parte de la campaña para un jugador puede llevar tranquilamente más de 35 horas de juego en las que descubriremos en profundidad todas las mecánicas de Age of Empires 4. 

Las misiones son de lo más variadas, con pequeñas guerras que se resuelven en 15 minutos y grandes enfrentamientos que requieren mucha preparación y pueden alargarse más de dos horas. Esta porción de contenido ya es más extensa que muchos otros videojuegos, pero solo es la puerta de entrada a Age of Empires IV.

Las grandes batallas que marcaron la historia están de regreso en Age of Empies IV.

Las grandes batallas que marcaron la historia están de regreso en Age of Empies IV.

Esta nueva entrega, como la mayoría de los buenos juegos de estrategia en tiempo real, ofrece centenares de horas de contenido con los modos de juego más libres como Escaramuza, el Arte de la Guerra o el multijugador. En esencia, estos tres modos son muy similares y permiten jugar partidas personalizadas contra la máquina o contra otros usuarios. Entre ellas cabe destacar especialmente el Arte de la Guerra, que permite fijar desafíos específicos.

El nuevo videojuego de Relic Entertainment no anda precisamente escaso de contenido, pero es una muy buena base sobre la que seguir construyendo. Desde el estudio confirmaron que con el paso de los meses irán añadiendo novedades, como actualizaciones y expansiones, aunque aún no dieron detalles si se tratará de contenido gratuito o todo será de pago.

Cuánto cuesta Age of Empires IV y dónde comprarlo

Hasta el momento, el cuarto capítulo del título de estrategia ya se puede comprar en formato digital a través de la plataforma Steam ($2.999,99 la edición estándar y $3.999,99 la deluxe) y la Microsoft Store ($2999) en ambos casos para PC con sistema Windows 10 u 11.

Además, está disponible para los suscriptores del servicio de videojuegos Xbox Game Pass exclusivamente en computadoras.



Source link