El creador del «Amazon de las drogas» ahora vende NFT y genera millones desde la cárcel


Ross Ulbricht fue condenado por una jueza de Nueva York en mayo de 2015 a cadena perpetua por crear una página web para vender drogas y lavar dinero. Se trataba del portal Silk Road, el mercado negro más conocido y popular de la deep web.

Pero lo cierto es que bajo las rejas le fue mucho mejor a al delincuente promedio, ganó más de seis millones de dólares a través de su herramienta favorita, internet. Lo hizo creando y vendiendo un NFT, es decir, un token no fungible.

En el mundo cibernético que creó Ulbricht también se vendían armas, se negociaban secuestros e incluso muertes con transacciones de criptomonedas. Hay quienes creen que la sentencia es excesiva, que él ni siquiera sabía lo que ocurría en Silk Road.

Según informó el sitio Blockworks, un grupo grande de inversores de criptomonedas creó el pasado 2 de diciembre FreeRossDAO.

La DAO, organización autónoma descentralizada, se puso en marcha para lograr la liberación de Ross Ulbricht. «Comprar ese NFT no libera a Ross. Aún nos queda un largo camino que recorrer para buscar justicia y rectificar su desproporcionada sentencia de doble cadena perpetua como delincuente no violento», aseguraron.

El primer NFT de Ross Ulbricht se vendió por USD 6.2 millones en una subasta.

El primer NFT de Ross Ulbricht se vendió por USD 6.2 millones en una subasta.

La estrategia de la organización de los inversores consiste, tal y como ellos describen, en unirse en solidaridad con Ross y recaudar fondos para comprar su colección «Génesis», un conjunto de escritos y dibujos realizados por Ulbricht, desde su infancia hasta su etapa en prisión, que presenta como «la historia» de su vida.

Con esta iniciativa, la organización busca también protestar «por las injusticias del sistema penitenciario estadounidense».

El pasado día 10 de diciembre, Ulbricht aseguraba en Twitter sentirse «anonadado», ya que la subasta «superó todas las expectativas». «Siento que ahora tengo un propósito nuevo. Queda mucho trabajo feliz por delante», concluía desde prisión. Los más de mil inversores que lo apoyan han recaudado alrededor de trece millones de dólares para ganar la subasta.

Las ganancias de la colección de Ross Ulbricht se destinarán a causas benéficas. Así lo explicaba su madre, Lyn, que asegura que su hijo quiere utilizar su arte «para ayudar a la gente», empezando por los presos y sus familias.

Cómo funcionaba Silk Road, el mercado negro de internet

Sin dudas el caso de la Ruta de la Seda (Silk Road, en inglés) fue el que hizo que la Deep Web en general y la Dark Web en particular, salieran a la luz. Se trataba de un mercado online donde se podía comprar o vender cualquier tipo de bienes, pero era utilizado mayormente para la venta de drogas.

El “emprendimiento” garantizaba anonimato a quienes realizaban transacciones a través de él. Dos eran sus herramientas esenciales. Por un lado, se publicaba a través de la red TOR que impide que los usuarios sean rastreados, y por otro lado los negocios se concretaban a través de bitcoins, la moneda virtual que dificulta la posibilidad de saber el origen de los fondos del dinero, porque no es regulada por ninguna entidad financiera.

Silk Road empezó a funcionar durante 2010 y a mediados de 2011 se volvió tan popular que llegó a ser un lugar icónico para los promotores del anonimato en Internet. Quien lo administraba se hacía llamar Dread Piret Roberts, nombre tomado del personaje de la novela “La Princesa prometida”, de William Goldman y que fue llevada al cine en el año 1987.

Más de 435.000 personas firmaron una petición en línea para que lo perdonen.

Más de 435.000 personas firmaron una petición en línea para que lo perdonen.

Tras una investigación del FBI se logró identificar que quien estaba detrás de ese seudónimo era Ross Ulbricht, un joven norteamericano que por aquel entonces tenía 27 años y recién había obtenido un título en física en la Universidad de Texas.

El 1° de octubre de 2013, Ulbricht fue arrestado en una biblioteca pública de San Francisco donde los investigadores suponían que ingresaba a la Deep Web para administrar Silk Road. Usaba la red gratuita de la institución. Así un día después el mercado, conocido como el “Amazon de las drogas”, fue cerrado.

En marzo de 2015, Ulbricht fue condenado a cadena perpetua por 7 cargos que incluyeron la venta de drogas, hackeo de computadores, lavado de dinero y ser el organizador de una red criminal.

Al momento de su cierre, el sitio tenía unos 960 mil usuarios y se calcula que generó ganancias por 1.200 millones de dólares. 

Con información de La Vanguardia.

SL