La increíble predicción de un ejecutivo que anticipó la era de los celulares en 1953


Quién puede imaginar qué nos deparará el futuro de la tecnología. Y si bien a corto plazo parece fácil realizar una predicción ajustada, el gran desafío es lograr una que atraviesa varias generaciones. Como el augurio que efectuó Mark R. Sullivan, sobre los teléfonos, casi setenta años atrás y hoy fue recobrado del olvido.

Este ejecutivo visionario, director de Pacific Telephone & Telegraph Co, publicó su perspectiva sobre los teléfonos del futuro, un 9 de abril de 1953.

“Esta es mi profecía: en su desarrollo final, el teléfono será llevado por el individuo, tal vez al igual que como lleva un reloj hoy. Probablemente no requerirá dial o un equivalente y creo que los usuarios podrán verse, si quieren, mientras hablan. Quién sabe, pero quizás podría traducirse de un idioma a otro”.

El informe fue publicado por Associated Press y varios periódicos se hicieron eco de las palabras de Sullivan. Entre otros fue citado por el Tacoma News Tribune, The Spokane Chronicle, The (Wilmington, Delaware) News Journal, The Akron Beacon Journal y Boston Globe.

Algunos medios explican que Sullivan, como el presidente de una compañía telefónica de vanguardia, estaba al corriente de los últimos desarrollos en este campo y tenía acceso a nuevas tecnologías.

Como una voz respetada en el rubro, Sullivan era consultado con regularidad para que contara los avances telefónicos en conferencias y foros de negocios. De hecho, solo tres años antes de su predicción, apareció en el diario The San Francisco Examiner hablando sobre las últimas innovaciones en tecnología telefónica que sorprendían a los lectores por la avanzada propuesta.

Lo llamativo es que recién en la década de 1960 se inventó el primer teléfono inalámbrico y hubo que esperar 20 años más para que los verdaderos teléfonos móviles llegaran al mercado, las bases de estos productos se estaban cocinando antes de 1953.

En 1960 Bell Laboratories y Motorola decidieron poner en práctica la idea del teléfono celular.

En 1960 Bell Laboratories y Motorola decidieron poner en práctica la idea del teléfono celular.

Sullivan nació en Oakland, en 1896. Vivió en San Francisco con su esposa e hija y se abrió camino hasta la cima de su empresa, donde comenzó como un empleado de tráfico a los 16 años. También formó parte de la junta directiva de la American Trust Company.

Otra recordada predicción es el artículo de opinión que Isaac Asimov, publicó en 1964 en el New York Times. El escritor de ciencia ficción afirmó que los dispositivos de comunicación algún día permitirían «ver y escuchar a la persona a la que llamas por teléfono».

También anticipó que “la pantalla se usaría no solo para ver a las personas a las que llamas, sino también para estudiar documentos y fotografías y leer pasajes de libros”.

La era móvil

En 1946, AT&T ofreció el primer servicio comercial de telefonía móvil a los suscriptores de St. Louis. Los usuarios debían tener alrededor de 80 libras de equipo instalado en sus automóviles, y el servicio solo podía manejar un puñado de llamadas a la vez, pero marcó el comienzo de la era de los teléfonos móviles.

Las videollamadas también se remontan al menos a la década de 1930. Si bien se necesitarían décadas para que esta tecnología se refinara en un producto comercial, el concepto de videollamadas no era del todo descabellado en 1953.